Escribir para hacernos entender


Como herramienta de comunicación, escribir mejor debería ser un reto asumible, incluso para las personas que no sientan aprecio por la literatura.

A diario nos enfrentamos a un mundo complejo del que se adueña la palabra escrita. Ejercitar nuestra comprensión lectora, no ser analfabetos funcionales, forma parte de nuestra supervivencia como individuos.

A menudo nos vemos obligados a redactar textos: un currículum por buscar empleo, una solicitud oficial o una carta de reclamación. La mayor parte del rendimiento académico se valora en forma de exámenes, tesis y oposiciones.

También, nos mueve el ansia de comunicarnos, vía correo electrónico, mensaje o por carta de la de toda la vida (menos, me temo).

De la calidad de nuestra escritura dependerá en gran parte que eso que teníamos que comunicar le llegue al otro, sea el alcalde de tu pueblo, tu mejor amiga de infancia o el profesor de filosofía.

Por eso, no es ninguna pérdida de tiempo repasar las normas de ortografía y gramática, para empezar. Una buena redacción siempre es valor seguro.

Seguramente nunca se escribió tanto como ahora en toda la historia de la humanidad.

Foto por cortesía de Astrid Antolín

Anuncios

Comenta, no te cortes.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: